Cómo Superar la Infidelidad

Si has vivido una situación de infidelidad recientemente, lo más probable es que no sepas que hacer con tu relación de pareja. Puede que ésta se haya roto, o que no lo haya hecho, pero en todo caso te encuentras fuera de juego.

La psicoterapia puede ayudarte. Tanto si aún se mantiene la relación como si no. Tanto si deseas a tu pareja como sí la rechazas. Tanto si sabes lo que quieres hacer como sobre todo si estás en un mar de dudas.

Como superar la infidelidad

Veamos a continuación primero cuales son las causas más comunes que provocan en las parejas que aparezcan comportamientos de carácter infiel, vamos a ver como es posible superar la infidelidad y por último vamos a recomendarte alguna solución basada en psicoterapia para superar esta situación.

¿Por qué aparece la infidelidad?

Hay muchas razones por qué ocurre la infidelidad. Es muy importante saber los motivos de la infidelidad, tanto para saber qué hemos hecho mal, como para saber si es posible superarla, y en ese caso para atajar las causas para que no se vuelva a producir.

He aquí algunos ejemplos de causas comunes por las que puede producirse una infidelidad:

Infidelidad por insatisfacción

Se produce cuando uno de los miembros de la pareja está experimentando insatisfacción dentro de la relación, la cual se prolonga en el tiempo. En este caso la infidelidad se convierte en una manera consciente de llamar la atención sobre el problema de insatisfacción; es una forma desesperada de clamar por un cambio.

En este caso es posible superar la infidelidad, cambiando la relación de forma que las partes recuperen la satisfacción y no vuelvan a darse comportamientos infieles.

Infidelidad por destrucción

Aquí la infidelidad es una manera de poner fin de forma abrupta a la relación. En esta situación, la persona que está cansada y quiere terminar la relación, en lugar de enfrentarse a la pareja y hablar a la cara acerca de los problemas, quizás por miedo, decide no exponer sus sentimientos sino que omite provocar directamente la ruptura, sino que pasa a buscar a otras personas aún sin haber roto. Él no está ya mentalmente en la pareja, pero no se ha atrevido a romper la relación formalmente.

En este caso es dificil recuperar la vida de pareja ya que una de las partes realmente no deseaba continuarla.

Infidelidad por emoción.

Es posible superar la infidelidad
En este caso el infiel no busca empezar una nueva relación, sino simplemente vivir nuevas y excitantes aventuras. Es más la sensación de la adrenalina corriendo que una necesidad amorosa o romántica lo que le mueve. Es cierto que, para algunas personas, la emoción de probar algo nuevo puede ser una sensación irresistible.


También se da el caso de algunas personas que encuentran excitante simplemente el hecho de seducir, atraer, ligar; esas personas sólo buscan demostrar que siguen siendo atractivos o seductores, no la relación infiel en sí misma. Aunque muchas veces es difícil parar, y la infidelidad llega y se mantiene.

Infidelidad sexual.

Esta forma de infidelidad está directamente vinculada que una de las partes está sexualmente frustrada y busca una satisfacción física. Es probable que ni siquiera desee estar en pareja con la otra persona, ni mucho menos interrumpir la relación, sino simplemente procura satisfacer sus necesidades sexuales no resueltas en el matrimonio o pareja de hecho en que se encuentra.

Comunicar a nuestra pareja nuestras necesidades sexuales y mejorar la forma de vivirlas en la pareja es la mejor manera de evitar que ninguno tenga la tentación de buscarlas fuera.

Infidelidad por inseguridad

Hay personas que tienen pánico de las relaciones monógamas, por estar vinculado únicamente a una persona, con el riesgo de que una simple ruptura le deje sólo. De alguna manera podríamos decir que recelan de "tener todos los huevos (emocionales) en una misma cesta".

Estas personas necesitan tener siempre activa una "salida de emergencia" o "plan B" por si algo falla en su relación. La estrategia que les da seguridad a este tipo de personas es tener siempre algo preparado en paralelo

La terapia psicológica para mejorar la seguridad y autoestima de estas personas es clave para evitar la infidelidad.

He sufrido una infidelidad. ¿Y ahora qué?

Cualquier persona que se convierte en una víctima de infidelidad a menudo experimenta sentimientos de rabia, tristeza, traición y confusión.

Es normal que lo primero sea hacerse preguntas de forma recurrente, preguntas como: "¿Por qué?" "¿Cómo ha podido ocurrir?" "¿Es que he dejado de gustarle?" "Yo le tenía confianza... ¿por qué el a mí no me respetabas?"

Justo después de enterarse de una infidelidad, las emociones se disparan y uno se siente como si nunca pudiera volver a ser uno mismo/a. ¿Qué hago ahora?

Loprimero que nos plantearemos es si queremos seguir con esta pareja o no. ¿Estamos dispuestos a perdonar? Hay muchas personas que tienen clara la respuesta a esta pregunta, ya que o bien tienen claro que nunca perdonarán la infidelidad y darán la relación por terminada; y otras que están muy enemoradas y están muy dispuestas a perdonar.

En el caso de las primeras no tenemos mucho más que decir: han decidido romper la relación y están dispuestos a actuar como tal. Sin embargo, para las segundas, y para el resto que no lo tiene claro y tiene dudas en si volver a intentarlo o no, hay una serie de consejos que se les puede dar para salvar su relación. Y eso es lo que la mayoría se pregunta

¿Es posible seguir la relación tras una infidelidad?


Sin duda es posible continuar una relación después de una infidelidad. Muchas parejas lo han conseguido. Sin embargo este no va a ser un camino fácil, ya que se ha sembrado aquello que más obstaculiza una relación de pareja: la desconfianza.

Para ayudarnos a recuperar la relación es conveniente seguir los consejos siguientes:

Cese de la infidelidad

Superando la infidelidad
La infidelidad debe cesar. Obviamente, una vez que el asunto se ha destapado, no es aceptable para ninguna de las partes que siga habiendo infidelidades. En caso de que la infidelidad persista o se repita, es muy difícil salvar la relación.

Soportar los baches del camino

Hay que tener claro que habrá altibajos después de un affaire. El camino hacia la recuperación después de un romance extramarital es irregular, habrá veces que nos sintamos más cerca y otra más alejados; y eso es completamente normal

Hablar de ello sin recelos, pero sin obsesionarse

La persona infiel tiene que estar dispuesto a hablar sincera y abiertamente de todo lo que pasó (si es que el cónyuge traicionado quiere hacer eso, claro está). No se puede hacer borrón y cuenta nueva hasta que las dos partes hayan cerrado las heridas, por lo que el tema estará un tiempo sobre la mesa y no debe eludirse.

Estar dispuesto a dar explicaciones

La persona infiel tiene que estar dispuesta a dar todas las explicaciones necesarias, no sólo sobre lo ocurrido, sino sobre lo que está haciendo en cada momento. La persona traicionada necesita de mucha seguridad para volver a confiar, por lo que demandará mucha información que en condiciones normales no habría pedido. ¿Dónde vas? ¿Con quien? ¿A qué hora vuelves? ¿En que teléfono vas a estar localizable? Con el tiempo, la persona traicionada irá recupèrando la confianza y esto será menos habitual.

Aceptar las necesidades de la otra parte

Es posible que la persona traicionada quiera vivir separada por un tiempo, y es algo que hay que aceptar. Sin embargo, no es una buena idea separarse demasiado, porque esto dificultaría la recuperación. 

Establecer un calendario de recuperación

La persona traicionada debería establecer el calendario de recuperación. Ella es la que está herida, y es quien puede ir marcando los plazos de acercamiento conforme su dolor y su confianza se lo permita. 
 

Determinar las causas de la infidelidad

La parte infiel debe hacer un esfuerzo de análisis para determinar las causas que le han llevado a esta situación. Es muy importante averiguar qué es lo que debe cambiar para evitar que se repita la tentación de ser infiel en el futuro.
 
Las dos partes deben hacer por el acercamiento, ver lo que las separa, descubrir que puede hacerles más fuertes como pareja. Sólo así podremos superar definitivamente la infidelidad.

Al principio de este artículo hemos visto algunas posibles causas de infidelidad. Repasarlas puede ayudarnos a encontrar cual ha sido la nuestra.

Terapia de parejas en caso de infidelidad

Ya hemos visto que la recuperación de una pareja tras un caso de infidelidad es difícil. Sin embargo, con respeto, trabajo duro y paciencia se puede hacer sobrevivir a esta relación. 

Terapia de Parejas en caso de infidelidad

Muchas personas creen que no pueden remediar esta situación ellos mismos, otras creen que sí pero encuentran muchas dificultades en el camino. Para todos ellos (y para cualquier pareja en esta situación) lo mejor es conseguir la ayuda de alguien experto en resolver estos casos, alguien acostumbrado a trabajar con parejas tras una infidelidad y que sepa como guiarles a buen puerto.

La terapia de parejas puede ayudar mucho: el terapeuta profesional es un experto con recursos tanto para facilitar el acercamiento entre la pareja, como para detectar los problemas estructurales de la misma y fomentar una nueva relación en la que no se den las circunstancias que han fomentado la infidelidad.

Por nuestra parte, podemos recomendar esta solución y ponerte en contacto con profesionales concretos que sean capaces de ayudarte a salir de ello. No dudes en contactarnos si crees que podemos ayudarte de esta manera.


Por último, no olvides compartir este artículo en facebook y/o twitter, para que otras personas en casos de infidelidad vean que es posible superar la infidelidad. Pulsa sobre estos iconos:

0 comentarios:

Publicar un comentario